viernes, 14 de abril de 2017

La Biblia, La Oración y 25 Quetzales


LA BIBLIA, LA ORACION Y 25 QUETZALES

Aprendí de un gran hombre que con estás tres herramientas y el poder de Dios guiando cada paso en mi vida, puedo alcanzar todos los sueños que hay en mi corazón. 

Con su vida modeló a muchas generaciones lo que es vivir de acuerdo al corazón de Dios y en sintonía con El.  Un instrumento en las manos de Dios que fue, y seguirá siendo, parte del mover de Dios para Guatemala, eso motivó y retó mi vida para atreverme a pedirle a Dios que me permita a mí también poder ser parte del mover de Dios para mi amada Guatemala.

La Biblia, no solo la sabía de memoria, sino que la tenía en su corazón y la usaba bien, así como dice 2 Timoteo 2:15 “..que usa bien la palabra de verdad”; cada segundo que pude pasar compartiendo con él en mi vida de estudiante y luego sirviendo a Dios juntos, cumpliendo la visión que Dios puso en su corazón de “Ver Generaciones de líderes formados en la organización para servir al Reino de Dios influyendo con el carácter de Cristo a Guatemala, América Latina y el resto del mundo”, fueron momentos de aprendizaje a través de la forma en que recitaba los versos de la Biblia y la manera en que  siempre me daba  una aplicación de esos versos que podía poner en práctica en cada situación de mi vida.  La Biblia no solo la sabía, no solo la enseñaba, no solo la usaba, también la vivía e invitaba a todos cuantos podía en su caminar a que la vivieran de la misma manera en la que él aprendió a hacerlo.

La oración, siempre nos dijo que era clave para estar en comunión con Dios y a través de esos momentos de tertulia con el Señor confirmar que lo que  soñamos o estamos a punto de hacer está de acuerdo con su voluntad.  Siempre que necesitábamos ayuda, protección y guía de Dios, él siempre decía: “Vamos a orar”, y ¡Vaya que oraba!, muchas veces su esposa me envió a decirle al oído que ya era momento de terminar una fogata o una prédica en campamento mientras oraba.  La oración para él siempre fue una oportunidad para compartir con su creador todo lo que había en su corazón.

Los quetzales, no eran tan importantes para él porque sabía y estaba convencido que Dios siempre le proveería todo lo que necesitaba para seguir cumpliendo con la misión que El puso en su corazón, prueba de eso es que con solo Q25.00 Dios utilizó la vida de este hombre para llegar al corazón de miles de niños, adolescente y jóvenes usando como vehículo la educación, a través de la cual siempre presentó a Jesús, y como él nos decía: “Educación sin Jesús es solo información; Educación con Jesús es transformación”.

Hoy lo extrañamos pero estoy seguro que él está disfrutando poder hablar cara a cara con su Maestro, porque ese momento era uno de los que más anhelaba. 

Gracias Don Virgilio por ser un instrumento en las manos de Dios, instrumento que Dios utilizó para hablar a mi vida y llamarme a servirle a El, para seguir cumpliendo la Gran Comisión “Por tanto, id, y haced discípulos a todas las naciones, bautizándolos en el nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo; enseñándoles que guarden todas las cosas que os he mandado; y he aquí yo estoy con vosotros todos los días, hasta el fin del mundo. Amén”.

Dios utilizó a un hombre, la Biblia, la Oración y 25 quetzales para hablar al corazón de miles de niños, adolescente y jóvenes, que ahora con sus vidas cumplen la Visión que Dios puso en el corazón de este hombre: “Ver generaciones de líderes cristianos que influyen con el carácter de Cristo”.  Ahora nos toca a nosotros seguir haciendo que esa visión se cumpla en la vida de otros, como se ha cumplido en nuestra vida.



1 comentario:

  1. It's amazing for me to have a website, which is valuable in support of my know-how. thanks admin yahoo mail sign in

    ResponderEliminar